«Un lazo sagrado» es un relato que pertenece a mi primer libro de relatos titulado «EL SILENCIO DE LOS LOCOS y otras historias reales. Apuntes sobre el amor, el odio, el horror y otras cosas».

Este fragmento del relato titulado «Un lazo sagrado» forma parte de la recopilación de 15 relatos incluídas en el libro «El silencio de los locos». El Silencio de los Locos y otras historias reales, apuntes sobre el amor, el odio, el horror y otras cosas es precisamente eso, un libro de notas y apuntes convertidos en relatos a lo largo de los años.

En estos textos podrás encontrar una mirada irreverente, irónica y sentimental sobre situaciones que en otras manos resultarían espeluznantes. El Silencio de los Locos se mueve entre el relato más salvaje, la incorrección política y un lirismo en ocasiones extremo.

Amigas despechadas; viejos profesores travestidos; espabilados musculados; entierros estrafalarios; Heavys sin futuro; conejos voladores; convenciones lisérgicas; sesiones de cine sangriento aún más sangrientas; siniestros urinarios; filetes vengadores; ansias de independencia; y locura, mucha locura.

Estas son algunas de las historias que te acompañarán a lo largo de todas las páginas del libro. Espero de todo corazón que te diviertan, te inquieten y te conmuevan…

… y por favor no te las tomes demasiado en serio.

#ElSilencioDeLosLocos se mueve entre el relato más salvaje, la incorrección política y un lirismo en ocasiones extremo. #OriolVillar #Libro Clic para tuitear

Si te apetece dar tu opinión no dudes en hacerlo en los comentarios que encontrarás al final del texto. Me encantará conocer tus pensamientos sobre este poema y el tema tratado en él.

UN LAZO SAGRADO

Era lunes. La media mañana del lunes para ser más exactos. Yolanda estaba frente al edificio de la Delegación de Hacienda. Hacía meses que le reclamaban unas facturas pendientes y ya le habían amenazado en varias ocasiones.

Atravesó el enorme recibidor y se detuvo a esperar al ascensor. Le resultó extraño no ver a nadie más. Cuando las puertas se abrieron un hombre dijo algo a su espalda.

-¡Espéreme un momento, por favor!

Yolanda no miró hacia atrás. El solo timbre de esa voz le hizo sentir un húmedo escalofrío.

Un hombre entró con ella y las puertas se cerraron tras él. Su sastre era de los buenos. Tenía un bonito pelo rubio, cuidado y bien cortado. Un reloj que quitaba la respiración y un elegante maletín, tan caro que Yolanda tembló de nuevo…

El hombre tenía un color de piel estupendo, con uno de esos morenos de solárium, bueno bueno. Por lo que se podía intuir bajo la ceñida camisa blanca, pasaba sus buenos ratos en el gimnasio. Sus pupilas eran transparentes, los labios recortados con precisión y sus preciosos dientes eran de un blanco nuclear que no parecía de este mundo. Era tan perfecto que parecía gay.

Yolanda se sublevó hasta su último pensamiento. No estaba dispuesta a que ese adonis se desperdiciara. Fijó su mirada en las lagunas de sus ojos y sin más detuvo el ascensor.

No estaba dispuesta a que ese adonis se desperdiciara. Fijó su mirada en las lagunas de sus ojos y sin más detuvo el ascensor. #OriolVillar #ElSilenciodelosLocos #Relatos #Libro #Amazon Clic para tuitear

El hombre no movió un solo músculo de su tez perfecta. Yolanda lo observó con descaro. Sus muslos parecían de acero, el culo prometía aún más que la más loca de sus fantasías. Ante la pasividad de él y sin mediar palabra, Yolanda lanzó la mano derecha a su entrepierna. El no parpadeó siquiera. A ella el corazón le giró alrededor del estómago. Ardía en deseos de montar a quien prometía ser una máquina de placer. Abrió su bragueta, buceó entre delicados paños y cuando se hizo con aquel tesoro no dudó en ponerlo a funcionar.

 

© “Un lazo sagrado” es un relato de Oriol Villar-Pool incluído en su libro EL SILENCIO DE LOS LOCOS.